Noticias Recientes

Un uruguayo es “la mente más brillante de A. Latina”

Juan Pablo Culasso es el flamante ganador de “SuperCerebros”, programa emitido por National Geographic Channel. El concurso televisivo reúne a 20 participantes con el objetivo de consagrarse como “la mente más brillante de Latinoamérica”.

Culasso es uruguayo, nació en 1986 y es ciego desde que nació. Su especialidad es el reconocimiento del sonido emitido por diferentes aves, una actividad que motivó un aprecio particular por el animal. “Mi pasión son las aves, ir al campo y grabarlas”, confesó minutos antes de la gran final. En ese sentido, su capacidad auditiva le permitió hacerse con el premio final (US$ 45.000) al identificar el sonido emitido por quince aves diferentes.

En ese sentido, el propio Culasso comenta en su página web cómo fueron los inicios. Primero, en 2003 “el PHD Santiago Claramunt me planteó el desafío de grabar Sporophila hipoxantha (…) con un, para mí, desconocido grabador Marantz PMD222 y una parábola, con la sola indicación: ‘este es el botón REC´”. El registro de aquella experiencia se encuentra en la Fonoteca Neotropical Jacques Vielliard.

Sin embargo, “una nueva etapa comenzó en 2011”, señala Culasso. La transición de la grabación en formato monoaural al registro en stereo significó un importante avance en su trabajo. Vale recordar que el gran granador de SuperCerebros, con apenas 8 años de edad, fue el protagonista de la célebre campaña publicitaria para la Fundación Braille en 1994 que sentenciaba: “‘Vaya, vaya, vaya´, dijo la tortuga…”.

Instantes previos a la gran final, Culasso confesó que “el gran desafío” de su vida es poder “estudiar”. “Estudiar es un sueño para mí porque las personas ciegas en Latinoamérica tienen muchas dificultades para abrirse camino en la vida y eso cuesta mucha energía, pero hay que hacerlo”, agregó.

En lo que refiere al trabajo con el sonido de las aves, apuntó que se trata de una actividad que “trae mucha paz interior” y que incluso “ayuda en investigaciones científicas”.

Su compañero de todas las horas es un labrador, el perro que, en palabras de Culasso, le proporcionó una “integración social impagable”.

El premio final consistió en la importante suma de US$ 45.000, dinero que utilizará para la compra de nuevos equipos y medios para lograr conocer nuevas localidades. Por su parte, el otro participante uruguayo, Enrique Ortega Salinas, reconocido especialista en memoria a largo plazo, no pudo hacerse con el título de ganador.

Vea la gran final.

Vea la publicidad para la Fundación Braille (1994).

 

Fuente: El Espectador

Deja un comentario